¿Otro proyecto fantasma en Campo Arañuelo?

0

Sucedió hace 3 días. El 21 de marzo. Un inventor, algunos empresarios placentinos y dos ediles del Ayuntamiento de Plasencia presentan en la capital del Jerte un gran proyecto empresarial que se va a desarrollar en la ciudad y en Saucedilla. No es un proyecto menor.

Más de 88 millones de euros de inversión y creación de 24 empleos directos en Plasencia, donde se ensamblarán máquinas tecnológicas, y nada menos que 450 en Saucedilla, que albergará un pionero parque tecnológico relacionado con el fútbol que podría estar listo en 2022.

Saucedilla albergaría un entorno tecnológico para la práctica y perfeccionamiento del fútbol, un hotel de 5 estrellas, un centro de formación, un albergue deportivo, piscinas, zonas de restauración, un centro comercial… en un terreno de 14 hectáreas que habría que recalificar por parte del Ayuntamiento en una operación que tendría que contar con el visto bueno de la Junta de Extremadura.

El proyecto ambicioso coincide con años en los que habrá que incentivar la economía de la comarca de Campo Arañuelo ante el horizonte de cierre en menos de una década de la Central Nuclear de Almaraz.

Sin embargo, este es un proyecto que provoca muchas preguntas.

¿De dónde saldrán esos más de 88 millones de euros? Se habla de 16 empresas españolas y extranjeras, pero en la foto de la rueda de prensa y en las explicaciones que dan los promotores solo ponemos cara a 5 empresas, todas placentinas, que no tienen fuste suficiente para afrontar una inversión de tal envergadura. ¿Quiénes son las empresas extranjeras? ¿Por qué no se han dicho sus nombres?

La explicación es que será la Fundación Willow la que aportará el 80% de la inversión. Es decir, la fundación pondrá más de 70 millones de euros. ¿Quién es la Fundación Willow? Existe Google. ¿Cómo es posible que una fundación que no es española vaya a aportar 70 millones de euros para un proyecto en Saucedilla y que nadie de esa fundación esté presente en la rueda de prensa con los promotores de la idea?

Y aún hay más. Si el proyecto es tan importante a la hora de poner en el mapa tecnológico a Plasencia y a la hora de otorgar futuro a la economía de Campo Arañuelo, ¿por qué no están en la rueda de prensa los alcaldes de Plasencia y Saucedilla? ¿Por qué no hay en ella ni un solo representante de la Junta de Extremadura?

La elección de Saucedilla para desarrollar el proyecto no parece baladí. Es un pueblo que está en el radio de 10 kilómetros de la Central Nuclear de Almaraz y cualquier proyecto empresarial que se genere en el entorno de la instalación nuclear contará con muchos incentivos en los próximos años porque se quiere equilibrar una economía que quedaría totalmente desequilibrada por el cierre de la nuclear.

Ojalá el proyecto se haga realidad y no se trate de un nuevo anuncio empresarial que se queda en nada.

La memoria es frágil, pero cabría recordar que Saucedilla ya pasó en este siglo XXI por otro macroproyecto de más de 80 millones de euros que iba a generar muchos puestos de trabajo. Aquel complejo ecuestre se anunció en 2008. No se puso una sola piedra. Una década después ha quedado en el olvido.

Compartir
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. Aceptar